Primary Menu

El perro boxer Bubba sabía exactamente qué hacer cuando el domingo por la noche sintió su casa llena de humo.  El saltó de donde dormía y corrió hacia la habitación abriendo la puerta donde se encontraba Laverne durmiendo quien al sentir la puerta abrirse despertó y pudo salir de la habitación para ponerse a salvo.  Al parecer el iPad que estaba en la cocina se prendió en llamas mientras se cargaba, según las autoridades cada minuto fue crucial ya que en la casa habían sustancias inflamables como tanques de oxigeno que necesita Laverne para su uso personal.  Los bomberos afirmaron que los químicos en su casa pudieron haberla matado si no despertaba a tiempo.